Monday, November 24, 2008

Revisando el armario


El viernes pasado, aprovechando el calor y la necesidad de un poco de aire fresco, fui al festival “Animate 08”. El calor y el ruido terminaron por vencerme, así que al poco tiempo de estar ahí, me fui. Estaba un poco amargado porque no había conseguido ninguna historieta nueva. Todo era comic de súper-héroes o manga “mainstream”. No pude encontrar ninguna historieta un poco más acorde a mis gustos. Al menos los de ahora. Esto me llamo la atención.
Yo solía consumir todo lo que estaba en venta en esas convenciones. Y ahora, siento un poco de repulsión hacia la mayoría de esas historietas (como en todo, hay excepciones).
La primera historieta que recuerdo haber leído “seriamente” se llamaba “Batman: Noches de resurrección”, una historieta con prologo de Stephen King. Esa historieta en realidad era para mi hermano, pero me la termine adueñando. En ese entonces, y ahora también, me había llamado mucho la atención la tapa (que era de Bill Sienkiewicz) era lo suficientemente oscura como para asustarme. Adentro era un rejunte de historias, algunas ridículas y otras shockeantes como la de Bill Sienkiewicz y otra de Brian Bolland. Esto fue lo que me comenzó a fanatizar con las historietas. Al principio no discriminaba nada. Tenía un acuerdo con mi mama: si me iba bien en la escuela, ella todas las semanas me compraba una historieta. No me acuerdo si me iba bien o mal, pero todas las semanas iba con ella a un kiosco de revista y me compraba una historieta. Así empecé a leer cualquier cosa desde Flash, Superman, Batman hasta una historieta que se llamaba “American flag” con contenido muy pero muy raro que rayaba con la pornografía. A medida que fui creciendo me empezaron a interesar otras historias y empecé a seleccionar las cosas que quería leer. Así es como me fanatice con los X-men, Cazador, The Maxx (que me encantaba no entender que era lo que pasaba con esa historieta). Fue tal el fanatismo y las ganas que tenía de leer a los X-men que cuando mi papa volvió de un viaje a Estados Unidos trajo un cuarto de la valija llena de historietas de X-men de todas las épocas (la más vieja data del año 89). Como hice con otras, las consumí hasta el cansancio. Después vino mi época manga, donde consumía mas anime que manga. Pero de esa época sigo rescatando un manga en particular: “Macross 7: Trash” de Haruhiko Mikimoto. En el cual me impacto el nivel de dibujo y composición de algunas páginas y una escena en particular en el cual uno de los personajes comienza a llorar porque es abusada verbal y emocionalmente por su manager.
Pero hasta ese momento no había leído una historieta que me llegara a un nivel mas elevado, mas intelectual si prefieren. Si, con el manga leí historias que por momentos los personajes se encontraban en una situación donde, a mi parecer, se dejaban los personajes de lado y hablaban en serio. Pero normalmente estas situaciones eran interrumpidas por algún chiste por parte de un tercero para descomprimir el drama o simplemente porque saltaba un ninja o un robot o lo que fuese, a atacar al personaje principal. No es que no hubiese dando vueltas historietas que trataran temas de una manera más madura o diferente, sino que yo no tenia conocimiento de que existían tales cosas. Hasta que, una vez mas, ¡Batman al rescate! Nuevamente entre a una historieta por la tapa, esta vez con “Batman: The killing joke” con guión de Alan Moore y dibujos de Brian Bolland. Los que la leyeron sabrán de lo que estoy hablado. Ya desde un comienzo fue un cambio para mi, venia del iconismo del manga y ahora estaba leyendo una historieta con dibujos muy realistas pero con un manejos de las expresiones impecables. Era una historia muy intima entre dos personajes que yo los entendía como blanco y negro. Pero de repente se empezaron a meter los grises en la historia. Antes el Guasón era un loco que se reía y andaba por ahí matando gente. Ahora, era un desgraciado, un comediante fracasado que luchaba por un futuro mejor para su mujer y su hijo. Quienes eventualmente mueren de una manera trágica pero “real”. Y Batman, al comenzar la historia va a hablarle, no a matarlo o golpearlo, a hablarle. Con esta historieta empecé a ver algo que me gustaba y que quería explorar. Finalmente había encontrado algo para mostrar y decir “¡Ven! No son solo de robots y piñas las historietas”. Me sentía orgulloso del medio. Pero seguía sin saber donde se encontraban (o si quiera si existían) otras historietas como “the killing joke”. Eventualmente conocí parte del trabajo de Frank Miller, como “The dark knight” y “Sin City” que tenían ese extra que había leído en la historieta de Moore y Bolland.
A los 17 conocí la obra de Muñoz-Sampayo y la de Paul Pope que me mostraron que se podían hacer historietas diferentes y mas que nada que se podía dibujar como a uno le salía realmente. El golpe final lo dio mi profesor de historieta: Pier Brito que una clase llevo para mostrarnos historietas de Daniel Clones y Chris Ware. Esta parte me la reservo para otro momento, porque me estoy extendiendo mucho.
El asunto es que el viernes en el festival, no pude encontrar ningún lado de donde relacionarme, es como si ya hubiese cortado todo tipo de vínculo que existía entre estas historietas y yo. No se cuando paso esto, ni porque. Un poco me preocupa. Me preocupa el hecho de que antes absorbía todo. Y ahora leo cada vez menos historietas, por un lado porque me cuesta encontrar una que me guste y por otro porque cuando las encuentro están muy caras. Pero a medida que pasa el tiempo me encuentro leyendo menos. Se que no quiero llegar al punto en el cual no lea mas historietas. Tampoco quiero ser una de esas bestias que si una historieta no le cambio la vida, entonces no sirve. Simplemente me preocupa lo que me puede deparar el no ver a las historietas como lo hacia antes, donde todo servia para algo sin importar que o quien lo dijese.

Perdón por el bloque de texto, es algo que me estuvo dando vueltas por la cabeza estos días. Nos estamos viendo pronto

14 comments:

Bou said...

hola Pablo!
vengo de responderte en mi blog.
me identifico bastante con lo que escribiste (aunque no fui a animate)
saludos!

Javier said...

Pablo, gracias por la reseña mas que interesante que hiciste.

La verdad dan ganas en principio de investigar un poco de las ilustraciones que destacaste.

Espero que su animo historietil no decaiga y descubra cosas que lo ayuden a retomar su papel entusiasta de lector de historieta.

Saludos.

javoc said...

Juuh! pablo me quedé leyendo como un loc y bajando data a morir de todo lo que escribiste. A mi me pasó por otro lado, derepente gracias a un compañero de laburo que tiene 65 años y es d ela vieja guarda de dibujantes, conocía a breccia, Mort cinder, Pratt, etc. Y la flashe, tanto como con las batman, no llegando a la cantidad que conoces. Desde el viernes en clarín empiezan a salir todas las batman. Voya ver si salen algunas d elas que decís. Ahhh!! muy bueno el dibujete de Batman. Abrazo. viejo.

serafin p g said...

lo que escribís sobre lo que te pasa es interesante, puede ser que con el paso del tiempo tus conocimientos se hayan incrementado lo que provoca lógicamente una especie de infelicidad o insatisfacción, ahora para que una historieta (u otra cosa) te vuele la cabeza, es más difícil, pero cuando lo haga será mucho más gozoso.

cuando no conocías nada, todo era interesante, ahora que conoces más, ya no todo es interesante, y cuanto más conozcas, serán selectas las cosas que te causen atención.

O por ahí tus disfrute requiere de otra cosa que en la historieta no esta, buscarla en otro lado es una buena alternativa.

de todas maneras, el tema da para charla de cerveza más que para de blog, lastima la distancia.

saludos Don!

andres casciani said...

La primer historieta qe me compré de Batman fue The Killing Joke de A Moore, tenía 11 años y lo único que buscaba era una en la que saliera el Heroe, así que de manera totalmente casual me topé con el maravilloso guión De Moore (maestro absoluto que yo no tenía idea de quién era) Esa experiencia realmente marcó mis gustos por la historieta de ahí en más. Moore no deja de producirme eso, este año leí Fromm Hell, obra maestra en la que realmente es sorprendente la estructura del guión y los recursos, brilla mucho sobre todo comparándola con la adaptación cinematográfica. Este tipo de artistas son los responsables de muchísimo de los recursos que hoy vemos copiados y variados al hartazgo en tantos medios de comunicación

pablo pablo said...

Interesante lo suyo, tocayo
Un saludo

quieze said...

uh! que pedazo de texto! ajajj cuando tengas mas tiempo lo leo que seguramente vale la pena...

Abrazoo

Laureano said...

gracias pablito! la proxima vez q nos crucemes espero poder mostrartelos. alto batman este eh!!!! bien d vieja escuela!
espero vernos pronto papá! saludos!

BLAS said...

Me encantò el Batman que ilustra los hechos Animatescos.Saludos desde Junin donde no hay ni un comic a 300 kilometros a la redonda!

gerardobasabe said...

Por suerte encontraste cosas buenas revisando el armario.un abrazo.chau

semola souto said...

yo si me compro una historieta la compro por lo visual, y me pasa lo que te pasa a vos ya no encuentro algo que me llame la atencion.
que garcha.
creo que tiene que ver con la maduracion de uno, las peliculas de terror te daban miedo cuando eras chico, ahora ya no te dicen nada , es mas te dan risa, bueno te dejo que me estan golpeando la puerta de casa,
¿quien sera a las 4 de la mañana?
ahhhhhhhhhhhh

El polaco scalerandi said...

que haces bolin, esta polenta el batman esee, eh, como sabes guacho de historieta, yo te digo la posta, para leer me agarra por epocas, ahora me pasaron una historieta de osamu tezuca, adolf y esa la estoy leyendo, pero muchas veces veo los dibujitos, soy medio cabeza vio, no soy fanatico de nada, siempre me gusto todo variado. las de toriyama me re gustan para leer, o las de crumb, esas si qu son pàrta leer para mi,les saco el jugo, la semana pasada me compre unas versiones nuevas de the spirit y veo a full los dibujos, no se ni de que se trata. las que mas leia yo, eran las de patoruzu y asterix, las otras eran para dibujitos, pero me gusta asi, sera porque soy dibujante, vio. estas dibujando del carajo joeputa
abrazoooo pablito
el polaco

jene said...

Sólo pasé a saludar, y quise leer todo pero no pude. Saltée hasta el final en donde pide perdón.
Y le digo que está perdonado, es más, nadie levantó cargos, por lo tanto está corte lo declara inocente.
;)
Saludos

Pablo said...

Muvhas gracias por los comentarios, paso a responder individualmente

Santiago: Vi las respuesta, muchas gracias!! y hiciste bien en no ir al animate

Javier: Espero que no decaiga. Hay cosas mejores para recomendar que los autores en los que hice incapiee en el texto. supongo que ya los nombrare

Javoc: Como para no flashearla con Pratt y Breccia!! dos de los mejores historietistas que vivieron! Yo me entere hace poco lo de la coleccion de batman, no tengo idea que es lo que sale, pero ojala que salga bien impreso

Serafin: El tema ES para una cerveza o un rico vodka con limon de por medio. Es raro lo que me pasa, porque salvo que lea cosas nuevas (que recien hayan salido) y que estas historietas sean geniales. No me puedo impresionar con nada. Y las cosas viejas (geniales) me cuesta leerlas sin ser critico de su proceso. Supongo que pasa en todos lados esto. Y por un lado esta bueno porque comienzo a separar lo bueno de lo malo. Igualmente te repito, esta charla estaria mejor, con algo para beber de por medio

Andres: Que manera de debutar! Con the killling joke! Moore es sin duda uno de los guionistas mas interesantes que trabajo para editoriales de renombre en EEUU y en Inglaterra. Y creo que a traves de Watchmen, cambio la manera en que se ven los super-heroes. Quiero comprar From Hell, pero esta un poco cara, y no quiero leerla desde la computadora. La pelicula, es media rara, como que no esta ni alla ni aca, pero tenia algun que otro recurso visal interesante, segun me acuerdo.

Pablo: Muy interesante lo suyo tambien!

Quieze: jajaja dale, no hay drama

Laureano: Muchas gracias!! tengo ganas de ver esos originales!

Blas: Jajajajaa, va a haber que mandarte algo para que leas!

Checho: Por suerte si!

Gaston: Y si, las peliculas de terror te daban miedo de chico, ahora son un chiste. Igualmente creo que si vivieramos en un pais donde fuera mas accesible comprar historietas y hubiera mas variedad seria distinta la cosa. Hoy en dia hay que hacer un quilombo para comprar una historieta, si no se publico aca.

Polaco: Esta bueno lo que decis, porque hbala de una relacion entre lo que se hace y como se lee, cuando decis "sera porque soy dibujante". Yo muchisimas veces me quedo colgado con los dibujos y no leo la historieta. Me pasaba y me pasa cuando compro algo de super-heroes, que me copa mas el dibujante que quien escribe. Leete Adolf que esta TREMENDA!

Gustavo: Y si, me escribi un texto jajaja. Pero... estoy perdonado!